Kieran Read, el capitán de los All Blacks, conmovido por los chicos de Pumpas XV

2278854h765

 

“¡Muy bueno!”. El grito en un español tosco es una felicitación para Martín, que embistió el escudo de protección con toda su potencia y la ovalada bajo el brazo. El que lo alienta es Kieran Read, el capitán de los All Blacks. Martín tiene 30 años y una disminución de sus capacidades intelectuales, pero eso no le impide jugar al rugby, su gran pasión. Es el capitán de Pumpas XV, el seleccionado de rugby inclusivo para chicos con discapacidad que está recibiendo una clínica de los mejores del mundo en la cancha 1 de Liceo Naval.

Seguir leyendo en LA NACION: Inclusión: cuando los profesionales recuperan la inspiración del rugby